Aprendiendo a vendernos: e-portfolios

Hace tiempo hablamos en este blog de cómo, continuar activo a pesar de estar parado, aunque parezca una contradicción. En dicho post hablábamos de diferentes formas de hacerlo y hoy, queremos hacer una reflexión sobre una de las mejores herramientas para realizar una búsqueda activa de empleo: los portfolios electrónicos o e-portfolios.

Puede que te suenen, ya que son utilizados por los artistas (fotógrafos, pintores, diseñadores, etc.) como un escaparate de sus capacidades y de su trabajo. Pero, ¿no es más sencillo que nos conozcan viendo nuestro trabajo que contándolo? ¿No somos todos un poco artistas? Pues visto así, podría ser, así que… sigue leyendo.

¿Qué es exactamente un e-portfolio? Pues según el Royal College of General Practitioners “Un portfolio es una colección de pruebas o evidencias que demuestran que el aprendizaje personal necesario para ejercer determinadas competencias ha sido completado.” Es decir, una recopilación de documentos (en papel, audio, vídeo, etc.) producto del proceso formativo, con los que el alumno demuestra su desarrollo.

Esta recopilación puede acompañarnos a lo largo de nuestra vida, ya que, como bien sabéis, la formación no termina nunca y de ese modo, podemos irlo completando poco a poco con todas aquellas experiencias que vayamos adquiriendo como nuevos cursos que realicemos, viajes profesionales, participación en proyectos, etc.

De este modo, cuando uno busca un empleo o similar, puede acompañar su curriculum vitae de una excelente recopilación visual de todo lo que ha hecho y que le capacita para el puesto.

Imaginad, ¿no es mucho más atractivo y sencillo para quien tiene que reclutarnos poder ver qué somos capaces de hacer o qué nos interesa de manera visual? Normalmente se añaden enlaces que permiten al seleccionador investigar más en los aspectos que le interesen, sin tener que leer un curriculum de muchas páginas.

Ya tenemos claro qué es y además, parece muy útil. Bien, ahora es cuando hay que pararse a pensar qué quiero yo incluir en ese e-portfolio. Nuestras vidas incluyen muchos aspectos que pueden ser interesantes para quien puede reclutarnos. Por ejemplo, nuestra participación en un proyecto de una ONG durante un verano, muestra mucho de nuestra personalidad aunque no fuera un trabajo remunerado. O nuestros viajes a lo largo y ancho de este mundo, pueden mostrar nuestras ganas de aprender y mejorar nuestros idiomas.

También existe la posibilidad de enlazar nuestro vídeocurriculum, en el que nos presentemos y contemos, a modo de carta, por qué somos los adecuados para que nos elijan. Hay ejemplos de lo más variado por la red que nos pueden inspirar. Aquí puedes ver uno de una guía turística.

Y aquí uno de un publicista que sabe que, a la hora de buscar trabajo, diferenciarse de los demás, usando la creatividad, es la clave.

El siguiente paso es la herramienta a utilizar. Existen algunas específicas para crear e-portfolios que son muy útiles, pero una idea sencilla es crear un blog. En él podemos ir haciendo entradas o post donde vayamos explicando lo que nos interese y después podemos categorizar y etiquetar dichas entradas de forma que quien lo vea pueda consultarlo de forma sencilla.

Un blog además, permite incrustar los trabajos que queramos mostrar (¿qué me decís de esas estupendas tareas que os han costado tanto y que habéis hecho con Google Maps, vídeos en YouTube, infografías, Calameo, etc.?)

Es cuestión de echarle imaginación y algo de tiempo, poco a poco, iremos completando un estupendo e-portfolio que nos será muy útil en nuestra vida profesional. ¿Os animáis?

Anuncios

Y el p2p llegó al turismo

Como si de un viento huracanado se tratara, la filosofía de compartir llegó para arrancar de cuajo el establishment de industrias que creíamos plenamente consolidadas como la del entretenimiento. De hecho, a los que comparten cultura y entretenimiento en la red se les llama de todo menos bonitos. Pero, ¿qué ocurriría si esta filosofía traspasara fronteras y empezara a aplicarse a otros órdenes de la vida? ¿A otros sectores industriales o comerciales? ¿Cómo reaccionarían los empresarios tradicionales?

Peer2peerPues parece que las respuestas a estas preguntas están cada vez más cerca de poder responderse. ¿Conocéis el turismo p2p (“peer to peer”)? No, no es pirateo, es simplemente lo que siempre hemos hecho de compartir coche, casa o incluso de intercambiarla, pero magnificado por internet. Tanto, que hay portales web dedicados a promover el intercambio y están creciendo de tal modo, que se están empezando a quedar con parte del pastel reservado a las empresas tradicionales. Si no, miren el caso de Airbnb, que se enfrenta en estos días a un juicio en Nueva York.

¿Es esto malo? No, no tiene por qué, simplemente es otro signo más de los cambios que estamos viviendo. ¿Por qué triunfan? Quizás, los que acuden a este tipo de “intermediarios” no busquen solo un medio más económico de viajar, cosa que muchas veces no es, sino directamente otra forma de viajar. El viajero ya no quiere que tal agencia de viajes o cual hotel les ofrezca una experiencia, sino que quiere construir su propia experiencia. Al menos así lo ve Stu Waddel, propietario del primer hotel comercializado íntegramente a través de un portal de turismo p2p dedicado al alojamiento.

De hecho el fenómeno es tal, que empresas ya asentadas y bien conocidas como Tripadvisor o Avis han comprado sendos portales de turismo p2p, cada uno en su subsector, claro.

Todo indica que una de las principales motivaciones que están detrás de los usuarios del turismo p2p, junto con la económica, es la de poder interaccionar de verdad con las personas del lugar que van a visitar; es decir, lo más llamativo de este fenómeno es que en una época donde nos dicen que cada vez nos relacionamos menos, resulta que el movimiento que está poniendo nerviosa a la industria turística lo que persigue es relacionarse y construir su propia experiencia, no la que las empresas del sector han decidido previamente. ¿Quiere esto decir que asistiremos a la muerte de la industria turística? No, claro que no, entre otras cosas, porque hay gente para todo y no a todo el mundo le gusta compartir casa, coche y comida, pero sí es una oportunidad para que la industria se replantee si quiere ser partícipe del cambio o quedarse obsoleta.

Este fenómeno es una estupendísima oportunidad para que nos replanteemos una serie de cosas; por un lado, como turistas, ¿estamos dispuestos a conformarnos con lo que la industria nos ofrece? Y por otro, como empresarios, ¿debemos esperar a que la tormenta amaine o, por el contrario, debemos reinventarnos para no quedarnos atrás y desaperecer? Pero ése, es otro tema.

Turistas_Leyendo

Video killed the radio star.

Ya lo decía la canción y es que, en un mundo cada vez más visual, las acciones de marketing basadas en la imagen aumentan cada día. No es que antes no se utilizaran, pero parece que los expertos se han dado cuenta del gran impacto que supone utilizar vídeos, fotos o utilizar redes sociales basadas en la imagen, como estrategia de marketing y hacen cada vez más uso de ellos.

El gigante Google, que nunca se queda atrás, lanzó el pasado verano Google Carousel, cuando se realiza una búsqueda de un negocio local en Google. Por ejemplo, que estás buscando información de un hotel concreto en una ciudad, pues  sale un carrusel de imágenes del mismo junto con  una valoración, lo que le da una mayor visibilidad a las empresas. Hasta ahora sólo disfrutan de este carrusel en EEUU pero se espera que en breve, aterrice en Europa.

Otra herramienta que ofrece Google son los Tours Virtuales. En este caso, se utiliza la misma tecnología de Street View pero dentro de los negocios. Aquellos empresarios interesados en ofrecer imágenes de 360 grados para que los clientes puedan conocer su negocio de cerca, sólo tienen que  ponerse de acuerdo con Google y planificar la sesión de fotos. Ya hay algunos ejemplos interesantes de negocios turísticos como restaurantes, bares, etc.

Los que ya lo utilizan, destacan que su principal ventaja es que a través del detalle que ofrecen las fotografías, pueden mostrar el producto que ofrecen. Sin duda, una gran herramienta para luchar contra la intangibilidad que caracteriza a los servicios turísticos.

Por último, otra estupenda herramienta de promoción turística son los Time Lapses. Se trata de una técnica fotográfica (en realidad muy antigua) que logra que todo lo que se haya capturado, se mueva muy rápidamente, como el movimiento de las nubes, la apertura de una flor, etc. Si no sabéis lo que son, no dejéis de ver algunos de estos ejemplos, porque ponen la piel de gallina literalmente.

Desde el punto de vista del marketing, gracias a estos vídeos, se logra captar la atención del espectador de forma segura porque la sucesión de imágenes, sumadas a la atmosfera musical, nos atrapa sin remedio y nos permite observar el mundo desde diferentes perspectivas. Para un destino turístico, por ejemplo, ofrece unas posibilidades increíbles, aunque por supuesto, también para cualquier negocio.

No dejéis de ver éste tablero de Pinterest donde hay numerosos ejemplos de time lapses. O el canal de youtube de promoción turística de España, algunos time lapses, son una verdadera delicia.

Ahora vas y lo pineas

pinterest-guiadecoracion

¿Conoces la red social del momento? Pinterest está en la posición 27 del ranking de Alexa.com y de los 30 millones de visitantes que tiene, más de 750.000 son de nuestro país. Pero entonces ¿qué es? Es un tablero virtual donde los usuarios pinean (comparten) sus intereses, en forma de imágenes, de manera rápida y sencilla ya que permite organizar y pinear todas esas cosas interesantes que el usuario encuentra en Internet o en otros tableros ya creados.

Con un simple pin it sobre la foto, ésta quedará añadida a nuestro tablero, pudiendo completar nuestro pin con enlaces interesantes y comentarios. Pero también podemos añadir a nuestro tablero pines de otros tableros, es decir, repinear y ojo, el 80% de los pines son ¡repines! frente al 1,4% que suponen los retuits. Esto se debe a que mientras Twitter responde a la inmediatez de la información, Pinterest es un centro inspirador de ideas, lo que hace que los pines tengan una mayor vida útil.

Por este motivo se dice que Pinterest es un sitio ideal para hacer shopping windows. Esto lo convierte en una estupenda herramienta de la que poder extraer información muy relevante sobre lo que le gusta al cliente.

Empresas tan importantes como Mango se manejan perfectamente ya por estos tableros virtuales generando miles de repines entre sus usuarios.

Dado este carácter tan visual y atractivo Pinterest tiene previsto trabajar con publicaciones de viajes para inspirar el turismo. En este sentido, muchas empresas turísticas ya aprovechan las ventajas visuales de Pinterest.

En un intento de inspirar a los viajeros, Pinterest acaba de introducir en sus tableros la posibilidad de crear mapas interactivos con todos aquellos lugares que les interesen, pudiendo crear tus propias rutas gastronómicas, tus playas preferidas, y un largo etcétera de lugares. Descubre un ejemplo de algunos tableros ya creados aquí.

Así que yo que tú no dejaría pasar la oportunidad de formar parte de esta gran red social, aunque eso sí, antes debes conocer las normas de Pinetiqueta.

Sile, sile… ¡nole!

En este blog ya hemos hablado varias veces de otras formas de enseñanza porque creemos que la enseñanza reglada ni es, ni debe ser la única a la que prestemos atención y hoy nos gustaría retomar este tema que en nuestra opinión sigue siendo muy actual.

Hace muchos años, lo que nos diferenciaba de otros a la hora de conseguir un trabajo era muy sencillo: tener una titulación oficial. Unos años después, se vio que esto no era suficiente y así comenzó una irrefrenable carrera por tener más títulos, master, idiomas, etc., para lograr esa diferenciación pero, ¿qué ocurre cuando son muchos los candidatos en igualdad de condiciones? La crisis ha hecho patente una realidad: que somos muchos los que ofrecemos lo mismo y las empresas buscan “algo” que diferencie a un candidato de los demás y lo convierta en el idóneo para ellas, pero… ¿qué?

La enseñanza no reglada puede ser uno de esos “algo” que nos diferencien de otros candidatos: haber cursado un determinado MOOC muy específico que sorprenda a la empresa, utilizar un formato de currículo diferente o escribirles una carta presentándonos son cosas que pueden llamar su atención.

A estas alturas, todos somos conscientes de la importancia que tiene nuestra presencia digital (no hay empresa que no busque el perfil de los candidatos que le interesan en las redes sociales) y por eso, hace tiempo, Mozilla creó un sistema para que podamos decirle a los demás cuáles son nuestras habilidades de una forma sencilla sin necesidad de adjuntar títulos y certificados: Las Mozilla Open Badges.

Vaya por delante que badge es algo así como “chapa” o “insignia” y que se consiguen cuando cursas, por ejemplo, algún MOOC . Sí,  ¿os acordáis? Los cursos gratuitos online y masivos de multitud de temáticas que ofrecen plataformas como Coursera y cada vez más instituciones como la UCAM.

Pues bien, Mozilla ofrece el software para que las instituciones desarrollen sus propios badges y los ofrezcan a quienes superen los objetivos de los MOOCS que ofrecen.

Así, en nuestra “mochila virtual” de Mozilla Open Badges, podremos coleccionar todos nuestros logros y mostrarlos públicamente. Esto os tiene que sonar conocido ¿verdad? efectivamente, se trata de un ejemplo más de gamificación o cómo aplicar técnicas y dinámicas de juego en otros entornos que no son lúdicos, como en este caso, la educación.

Como podéis ver, el curriculum no es lo único que hay que enseñar, así que, si buscando cursos os encontráis con estos términos, ya sabéis de qué se trata y por supuesto, ya podéis ir coleccionando “chapas” en vuestra mochila para diferenciaros del resto.

 Aquí os dejo un vídeo dónde el diseñador gráfico explica cómo ha creado los badges que obtienes al finalizar los MOOC de la UCAM.

Semana de fiestas: Día de las Telecomunicaciones y Día de los Museos

Esta semana estamos de celebraciones, el viernes 17 es el Día Mundial de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información y el sábado 18 es el Día Internacional de los Museos.

Empecemos rindiendo homenaje al primero de ellos, al de las Telecomunicaciones. Lo vamos a hacer centrándonos en un tipo de turismo que nos parece muy interesante, el turismo tecnológico. En esta web podéis ver una selección de los 10 hoteles con más innovaciones tecnológicas del mundo, donde el ganador es el Nine Zero HOtel de Boston, en el que el acceso a las habitaciones ya no se hace por tarjeta o llave, sino por escáner de retina. Pero si no queréis iros tan lejos para practicar turismo tecnológico, podéis consultar la guía online Geek Sherpa, con información de establecimientos de venta de material tecnológico, circuitos de arte electrónico o mercadillos de tecnología obsoleta en Barcelona.

Y el sábado 18 celebramos el Día Internacional de los Museos. Muchos de los Museos de Andalucía ofrecen una programación muy amplia de actividades. Os animamos a que nos dejéis vuestras propuestas en un comentario a esta entrada. Para los que estéis por Sevilla, podéis pasaros por el Museo de Bellas Artes, donde han organizado actividades para familias y para público en general. más información aquí.

¡Feliz día!

Imagen en Flickr por damianvila

Reclutamiento a través de los MOOC

Muchos de vosotros ya habréis oído hablar de los MOOC o cursos on-line gratuitos, que ofrecen algunas universidades e instituciones. Los hay de todo tipo y son realmente interesantes precisamente, por el prestigio que tienen quienes los imparten.

Hace tiempo ya os hablamos de ellos y podéis leer aquellas entradas aquí.

A raíz de la existencia de los MOOC, hemos conocido algunas webs como Coursera  (cuyo lema es Take the World’s Best Courses, Online, For Free) que ofrece cursos de todas las temáticas imaginables. Sin ir más lejos, las profesoras de turismo del IEDA estamos inscritas en varios de ellos.

Pues bien, hace un par de meses saltó una noticia que merece la pena pararse a reflexionar: Los proveedores de MOOC ahora cobran a las empresas que buscan empleados por el acceso a la información de los estudiantes.

Funciona de la siguiente manera: en primer lugar, por supuesto, los estudiantes que deseen participar, dan su consentimiento. Después, se le facilita a la empresa un listado de estudiantes que cumple sus requisitos, normalmente los que mejores resultados obtienen en el curso y que viven en una determinada área geográfica.  Si la empresa está interesada en alguno de estos estudiantes, Coursera le envía un email preguntándole al alumno si estaría interesado en conocer a la empresa. La empresa paga una tarifa a Coursera por cada contacto establecido y la institución que ofrece el curso consigue un porcentaje, normalmente entre el 6 y 15%.

La explicación que dan es que “hay un gran número de personas que están enormemente preparadas pero no tienen un título de graduado por una Universidad.” De esta manera, las empresas tienen un mercado donde buscar sin restringirse a los curriculums recibidos.

Interesante método de reclutamiento ¿no?

En fin ¿qué os parece? Podéis dejarnos vuestra opinión en los comentarios.