El IEDA en Polonia (3ª parte)

Como os contamos en entradas anteriores, el IEDA participa en una Asociación Grundtvig con cuatro países (Islandia, Italia, Turquía y Polonia) y gracias a ello hemos viajado a Islandia y a Sicilia a visitar a nuestros partners. Hace unas semanas volvimos de nuestro último viaje, Polonia, donde participaron seis alumnos y cinco de ellos fueron de Turismo. Os vamos a ir publicando sus experiencias en posts en nuestro blog a lo largo del mes de junio.

Os dejamos la tercera, de la mano de María Valls, alumna de Guía, Información y Asistencia Turísticas de IEDATurismo.

Ahí va su experiencia.


 

Hola a todos,

Volví hace once días de Polonia y ni uno solo me he dejado de escribir con mi grupo “Spanish Poland” por el whatsapp. Realmente es difícil explicar qué ha significado esta semana para mí, aparte de inolvidable, porque ha sido tan intensa y han pasado tantas cosas que al volver no comprendes bien cómo echas tanto de menos a gente a la que no conocías.

Cuando me llamó Soraya daba botes de alegría en el autobús. Era todo nervios; cuando iba para el aeropuerto a “ponerle cara” a la gente iba pensando qué haría si no salía bien aquello. Pero todo salió “mejor que bien”, los profesores han solucionado todos los problemas; si es que tuvimos alguno, y sólo recuerdo risas y más risas.

Varsovia me encantó, entre su historia que me fascinaba, y la compañía, que sólo me hacía reír, no se podía pedir más. En Bialystok, como ya han dicho mis compañeras, tuvimos una agenda muy apretada, corriendo de un sitio para otro y acabando agotados, pero conociendo sitios ideales, como el Parque Nacional y la reserva de bisontes, y aspectos diferentes de la cultura polaca. Igualmente hablabas con personas de otras culturas, lo cual fue muy emocionante. La comida fue también exquisita, a mi me encantó, y volví enamorada de sus sopas, como la Züreck. De vuelta estuvimos de nuevo un par de días en Varsovia, geniales también. Incluso coger trenes, autobuses… Cualquier cosa era muy divertida por los lotes de reír que nos dábamos.

Animo a cualquiera que tenga la oportunidad de participar en un proyecto Grudtvig a que no lo dude, yo no creo que pase una semana igual. Qué decir de mis compañeros de viaje, juntos a todas partes; los cuatro profesores geniales, Luis, Lourdes, Soraya y Víctor, con los que hablé de mil temas y que estuvieron ahí para todo lo que hizo falta, y Sonia, Alejandro, Carolina, Patricia y Samuel, lo que disfruté y me reí con vosotros.

Me gustaría felicitar a la organización del IEDA y a Esther por lo bien que han montado el viaje, con el trabajo que esto conlleva; y a los cuatro profesores que han estado todo el tiempo ahí, a nuestro lado, a mí me han dado muchos consejos que aprecio enormemente. Muchas gracias por haberme seleccionado para este viaje tan especial. No sé si habré sido una buena embajadora ya que me quedé afónica un par de días pero sí espero no haberos decepcionado.

Gracias por haberme dejado compartir esta semana con vosotros que os aseguro que no olvidaré.

¡¡Un beso a todos!!

IEDA, Polonia, Grundtvig

En el barrio de Praga, con la orquesta

Anuncios

El IEDA en Polonia (2ª parte)

Como os contamos en entradas anteriores, el IEDA participa en una Asociación Grundtvig con cuatro países (Islandia, Italia, Turquía y Polonia) y gracias a ello hemos viajado a Islandia y a Sicilia a visitar a nuestros partners. Hace un par de semanas volvimos de nuestro último viaje, Polonia, donde participaron seis alumnos y cinco de ellos fueron de Turismo. Os vamos a ir publicando sus experiencias en posts en nuestro blog a lo largo del mes de junio.

Os dejamos la segunda, de la mano de Sonia Porras, alumna de Guía, Información y Asistencia Turísticas de IEDATurismo.

Ahí va su experiencia.


Hola chic@s,
Coincido con los comentarios de mis compañeros Samuel, María y Patricia. También como ellos llevo muy poquitas horas en mi casa y ya echo algo en falta… Me faltan palabras para describir las intensas emociones vividas y los sentimientos que han aflorado, desde el momento de la preselección, la selección, los preparativos, el viaje, Varsovia, Bialystok, la vuelta, todo en general. No puedo ni describiros la emoción que sentí cuando Soraya me llamó diciéndome que estaba preseleccionada, pensé para mí ¿yo, por qué me habrán elegido, bueno seguro que al final ahí se queda la cosa? Pero, no se quedó ahí, fui finalmente seleccionada. De nuevo, otra gran emoción, aunque no lo pareciera, con mil dudas que me surgieron, algo de miedo incluso, pensando en qué ¿y si no me integro? ¿Y si no lo consigo y me quedo aislada? Ni por asomo, eso nunca llegó a ocurrir.
No lo dudéis ni un instante si tenéis la oportunidad de participar en un proyecto Grundtvig, ya que seguramente será una de las mejores experiencias de vuestra vida, tal y como ha sido para mí, única, inigualable, inolvidable, si se me saltan hasta las lágrimas!!! Vais a conocer a unas personas estupendas tal como me ha pasado a mí con mis compañeros Samuel, Alejandro, Patricia, María y Carolina y con los profesores Luis, Víctor, Soraya y Lourdes. Lo digo de corazón y algunos de vosotros me conocéis un poquito y sabéis que soy absolutamente sincera y no miento nunca. Por otro lado, tendréis la oportunidad de conocer personas de otras culturas como la islandesa, turca, polaca e italiana y entablar conversación e incluso amistad con algunos de ellos, consiguiendo una completa integración cultural, en eso consiste no? Me ha encantado conocer Polonia junto con todos vosotros a pesar de la agenda tan apretada que hemos tenido. No cambiaría nada y lo repetiría sin dudarlo, incluso con una agenda más apretada todavía si hiciera falta!!!
La organización ha sido impecable y el esfuerzo por parte del personal implicado no podía haber sido mejor, olée, gracias de nuevo a todos, Esther, me habría gustado conocerte, me consta que tu implicación y dedicación ha sido máxima. A la vista están los resultados obtenidos gracias a los grandes profesionales que ha habido detrás de este proyecto, todo lo que diga es poco; no ha habido ningún inconveniente, ningún traspiés, he observado unidad de grupo, compañerismo, etc. En fin, unos representantes estupendos de España y del IEDA por tierras polacas. En todo momento habéis estado ahí para ayudarnos, hablar con nosotros cuando era necesario, hacernos saber que podíamos contar con vosotros para cualquier cosa y en cualquier momento. Enhorabuena por vuestra dedicación y vuestro esfuerzo y gracias por haberme elegido. Espero haber estado a la altura y no haberos decepcionado en ningún momento.
Esta experiencia ha sido de gran importancia para mí, me ha ayudado a superar algunas dificultades y darme cuenta de muchas cosas como por ejemplo de que no quiero parar de reír; gracias una vez más a todos por haberme aguantado y haber compartido tantos momentos especiales conmigo.
En Córdoba tenéis vuestra casa y una amiga para siempre!!!
Un beso gordo a tod@s.
IEDA, Polonia, Grundtvig

Un domingo en el parque Lazienki con Chopin

Va por vosotros

Una ventana al mundo. Alicia Fernández Maza. Categoría: fotografía.

“Una ventana al mundo”. Tercer premio en Fotografía
Alicia Fernández Maza. Alumna del ciclo de Agencias de Viajes y Gestión de Eventos.

El otro día se concedieron los premios del concurso anual de nuestro centro, el IEDA, llamado: “Estudiar a distancia” con una gran participación y muy buenos finalistas. No voy a entrar aquí  en hacer un reportaje de los premios, como si de un magazine cultural fuera esto, pero sí que me ha servido de empujoncito para reflexionar sobre el aprendizaje a distancia, en un entorno donde “no conocemos” a nuestros alumnos y la mayor parte de nuestra relacion es epistolar.

Uno de los retos en un centro como el #IEDA es diseñar actividades extraescolares y complementarias y conseguir que nuestros alumnos participen, porque las realidades y horarios de cada uno muchas veces lo impide. Sin embargo, ocurre que a veces, se hace un llamamiento y encontramos que tenemos mucho eco, que los alumnos quieren hacer más cosas que resolver las tareas, ir aprendiendo y aprobando sus asignaturas y módulos.  Por eso, quiero dar las gracias desde aquí, y conmigo todo el departamento de @IEDATurismo, a los alumnos de nuestros ciclos que han participado, que son más de unos cuantos y felicitar a los que han obtenido premio en alguna de las categorías, Como a Alicia Fernández Maza, que encabeza este artículo, o  Patricia Murcia Salas, quien ya ha protagonizado otro artículo de este blog y que se ha llevado el primer premio en Creación gráfica.

O nuestro recién llegado, Pablo Muñoz, que ha conseguido el segundo premio en la categoría de Reflexión en 140 caracteres:

El apoyo entre todos

“Entre todos”. Segundo premio en Reflexión en 140 caracteres.
Pablo Muñoz. Alumno del ciclo de Gestión de Alojamientos Turísticos.

Pero ahí no queda todo. Este año nos hemos encontrado con la posibilidad de que hicieran un curso sobre turismo accesible y, claro, lo ofertamos con miedo de que no respondieran pensando, como siempre, que son personas muy ocupadas y que posiblemente no tendrían tiempo. En menos de dos horas ya teníamos más de 40 solicitudes y a día de hoy tenemos casi 100. No damos crédito, pero sobre todo lo que estamos es tremendamente agradecidos por vuestras ganas de aprender y de profundizar, de ser unos buenos profesionales.

De verdad, con alumnos como vosotros, con este ímpetu, es fácil ser profesor a distancia y un auténtico placer.

Va por vosotros.